Quién es Steven Brandenburg, el farmacéutico que destruyó 500 vacunas en Wisconsin


Visitas :
5.599

Quién es Steven Brandenburg, el farmacéutico que destruyó 500 vacunas en Wisconsin

El especialista retiró de su refrigeración centenares de dosis de un hospital. El hombre es un convencido de que “el mundo se está derrumbando” y que el gobierno planea ciberataques y un apagón de la red eléctrica.

Un farmacéutico de Wisconsin convencido de que el mundo estaba “derrumbándose” comentó a la policía que trató de arruinar cientos de dosis de la vacuna contra el coronavirus debido a que creía que las inyecciones provocarían mutaciones en el ADN de la gente, de acuerdo con documentos entregados a una corte y que fueron difundidos el lunes.

La policía de Grafton, ubicado a unos 32 kilómetros al norte de Milwaukee, arrestó la semana pasada al farmacéutico de Advocate Aurora Health, Steven Brandenburg, luego de una investigación en torno a los 57 frascos arruinados de la vacuna desarrollada por Moderna, los cuales, según las autoridades, contenían suficientes dosis para vacunar a más de 500 personas. Aún no se presentan cargos en su contra.

“Se había formado esta creencia de que no eran seguras”, dijo Adam Gerol, fiscal de distrito del condado de Ozaukee, durante una audiencia virtual. Añadió que Brandenburg estaba molesto porque atravesaba un proceso de divorcio, y una empleada de Aurora dijo que Brandenburg había llevado una pistola al trabajo en dos ocasiones.

Un detective escribió en una declaración de causa probable que Brandenburg, de 46 años, ha admitido creer en teorías de conspiración y que comentó a los investigadores que trató de arruinar las dosis de la vacuna intencionalmente porque podrían perjudicar a la gente y modificar su ADN.

La desinformación en torno a las vacunas contra el COVID-19 ha circulado en internet con afirmaciones falsas que van desde los ingredientes de las vacunas hasta sus posibles efectos secundarios.

Una de las primeras afirmaciones falsas insinuaba que las vacunas podrían modificar el ADN. La vacuna desarrollada por Pfizer y su socio alemán BioNTech, así como la de Moderna, dependen del ARN mensajero o ARNm, que es una tecnología bastante nueva utilizada en las vacunas y en la que expertos han estado trabajando durante años. Las vacunas de ARNm ayudan a entrenar al sistema inmune para que identifique a la espiga de la proteína en la superficie del coronavirus y produzca una respuesta inmune. Los expertos han dicho que no hay nada cierto en relación con las afirmaciones de que las vacunas pueden causar modificaciones genéticas en humanos.

Jeff Bahr, el director del grupo médico de Aurora Health Care, ha dicho que Brandenburg admitió que retiró de manera deliberada los frascos de la refrigeración en el centro médico de Grafton durante la noche del 24 al 25 de diciembre, los regresó y luego los dejó afuera de nuevo la noche del 25 de diciembre al sábado 26.

Al haber regresado a su lugar las vacunas, 57 personas recibieron esas dosis, dijo el operador del hospital. Los pacientes fueron notificados y no hay pruebas de que las vacunas inertes les hayan perjudicado, según el operador del hospital.

La fiscalía dijo que sus cargos pueden ser rebajados si encuentran que las vacunas todavía pueden ser usadas.

De acuerdo con la declaración jurada que presentó su esposa el 30 de diciembre, cuando Brandenburg fue detenido, el hombre fue a su casa el 6 de diciembre y dejó un purificador de agua y dos suministros de alimentos para 30 días, y le dijo que el mundo se estaba “derrumbando” y que ella estaba en negación. Señaló que el gobierno planeaba ciberataques e iba a apagar la red eléctrica.

Brandenburg fue liberado bajo fianza y se le ordenó entregar sus armas de fuego.

Las teorías de conspiración sin fundamento sobre la pandemia, especialmente las vacunas, han proliferado en los medios sociales a pesar de los esfuerzos de los gigantes de la tecnología para contrarrestarlas.

Las autoridades y los expertos han dicho que esa desinformación plantea una grave amenaza a la lucha contra el virus al promover la indecisión en cuanto a la vacuna e incluso el rechazo rotundo.

(Con información de AP y AFP)

admin

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *