Elías Wessin: “Partidos deben reinventarse para conectar con los indignados”

Elías Wessin: “Partidos deben reinventarse para conectar con los indignados”

El presidente del PQDC da un voto de confianza a la nueva JCE
SANTO DOMINGO. -Los partidos políticos están obligados a reinventarse para poder conectar con los segmentos de la población «indignados» por la desigualdad social, la inseguridad, el flagelo de la delincuencia y los niveles de corrupción en la administración pública, aspectos que han unificado a un sector importante de la ciudadanía que apoya los movimientos de protestas registrados recientemente varias ciudades del país.

Así piensa Elías Wessin Chávez, presidente del Partido Quisqueyano Demócrata Cristiano (PQDC), que ve en el sistema político una desconexión entre estas organizaciones –principalmente de su liderazgo– con la clase media, que cuenta con personalidades aptas para involucrarse en los procesos electorales pero no lo hacen debido a su descontento social.

«Tenemos una gran cantidad de profesionales capacitados interesados en formar parte del sector político, pero no quien hacerlo con ninguno de los 26 partidos reconocidos por la Junta Central Electoral (JCE) actualmente», aseguró Wessin Chávez. «Necesitamos una Ley de Partidos que erradique el clientelismo, tenemos que ser serios en ese sentido. Nosotros tenemos que adoptar en el país el voto obligatorio, como se hace en Perú y otros países donde el ciudadano tiene que votar obligatoriamente porque sino no pueden trabajar en el tren gubernamental o no se pueden beneficiar de las políticas sociales de los gobiernos».

Wessin Chávez, que analizó “La crisis de los partidos políticos” en el marco de #EnTertulia celebrada la noche del martes en el Restaurante Millo By Rafa Rosario, consideró que la Junta Central Electoral y las organizaciones deben motivar que los partidos minoritarios o emergentes, participen en los procesos electorales con candidaturas propias que no estén aliadas a los de mayor arrastre, como sucedió en las elecciones de mayo del 2016, cuando el PQDC y otros que entran en esa categoría inscribieron sus candidatos independientes.

«Pero la JCE hace todo lo contrario», se quejó Elías Wessin. «El PQDC antes de las elecciones de mayo pasado, ocupaba la casilla número siete, y ahora con una votación mayor, somos el número 11, eso no puede ser. Porque la Junta tiene un método arbitrario de sumar los niveles electorales y los divide entre tres y así calcula las posiciones que asigna a los partidos. Eso hace que las organizaciones emergentes se desmotiven, en vez de premiar ese esfuerzo de David contra Goliá, y eso va a provocar un estancamiento por fuerza de gravedad».

De acuerdo a cifras de la Junta Central Electoral, el PQDC obtuvo un total de 146,692 votos –sumando los tres niveles, el presidencial, congresual y municipal– con los cualesganó una diputación nacional, dos síndicos de distritos municipales y dos regidores.

El presidente del PQDC cree que la confianza que han tenido los partidos entre sí ha provocado un descuido de lo que son las culturas sociales y los cambios generados por la globalización a partir del desarrollo de nuevas tecnologías. «Estos nuevos medios de comunicación, surgidos con el auge del internet y las redes sociales, que está en poder de los jóvenes, jóvenes que posiblemente les interese muy poco lo que estamos hablando aquí esta noche, porque tienen otras expectativas. Esa desconexión tenemos que ver cómo reinventamos los partidos y reconectamos con esos segmentos importantes como el de las mujeres y los jóvenes», indicó Wessin Chávez.

Es por eso que el dirigente político lamentó que su padre Elías Wessin y Wessin nunca ganara la Presidencia de la República mientras estuvo al frente del PQDC, «porque él tenía ideas concretas y tenía la experiencia para enderezar muchas cosas, y para trabajar y hacer de nuestra República Dominicana una potencia productiva e industrial, ayudar a la juventud, a esa juventud que sale de la universidad y no encuentra trabajo, tenía un plan concebido para eso. En la frontera, por ejemplo, tenía el plan de hacer una franja económica conjuntamente con Haití, básicamente desarrollar allí un gran complejo industrial de zona franca parecido al que tiene Israel con Palestina».

Comentários no Facebook